Cultivo de Stevia Rebaudiana bertoni.


Originaria de Sudamérica. Familia:Asteráceae.
Podemos tener esta maravillosa planta en nuestra casa, simplemente en una maceta , una simple hoja, dará el dulzor necesario, para nuestras infusiones sin utilizar azúcar.
La podemos comprar en centros de jardinería, en plantines, por gajo o esqueje o por semillas.


Por semilla; se coloca en una bandeja de 15 cm de altura, sustrato compuesto por turba, mantillo o humus , perlita o sustrato para semilleros.
Formar pequeños surcos y allí de forma espaciada colocar las semillas, cubrir con una capa del sustrato, humedecer la tierra, colocar en un lugar templado y algo luminoso, se puede tapar la superficie con un vidrio o plástico trasparente por 5-7 días.
Luego que germinen, se espera que las plántulas desarrollen un par de hojas y trasplantar, realizarlo a comienzo de primavera.


Por esqueje, se toma una rama desarrollada, de 10 cm, cortando por debajo de un nudo, se puede colocar en agua, hasta que se desarrolle la raiz y luego plantarlo o plantar directamente, para que enraice más fácilmente se puede colocar en un sustrato de 50%turba(sphagnum) 50%perlita, o cualquier sustrato para semilleros. Se plantan separados(5-7 cm) en hileras
En 7 días tendrá sus raíces, se deja desarrollar el esqueje, hasta que tenga nuevas hojas y se trasplanta o se deja en la misma maceta.


Es un bonito arbusto herbáceo, perenne, que alcanza el metro de altura. Hojas lanceoladas o elípticas, dentadas, alternas, simples, algo rugosas.
Planta de tallos pubescentes y rectos. Presenta flores pequeñas, tubulares de color blanco, sin perfume.
Necesita lugares de clima templado y húmedo, no resiste el frío.
Prospera en suelos con tierra bien abonada, suelta, algo ácida.
Riegos frecuentes,
Prefiere lugares soleados, para que sus hojas no se pongan pálidas.
Realizar aportes de humus de lombriz, resaca, mantillo, durante su crecimiento.
Esta planta se debe podar a la mitad de su tamaño en otoño y cuidarla del frío.


Para utilizar las hojas, hay que retirarlas del tallo, lavarlas y dejarlas secar sobre un paño o servilleta o paños de papel de cocina, colocando algo pesado sobre ellas, se deja allí durante 48 hs, luego se colocan en el horno, con calor suave hasta que estén crujientes, se muelen y se guarda en frascos.
Otra opción es utilizarlas frescas o retirarlas de la planta, lavar las las ramitas cosechadas, atarlas en grupo, sujetarlas con el hilo de un soporte, boca abajo, cerca de una ventana de la cocina , hasta que se seque naturalmente.
Se puede utilizar directamente con las bebidas o colocar las hojas frescas dentro de un colador y sobre las mismas, colocar el agua caliente para preparar la infusión y así se endulza.
Es una buena opción para personas diabéticas y evitar el uso de edulcorantes.
0