Trasplante de raiz de Crisantemos

Para proteger o propagar los Crisantemos a principio del invierno o finales de otoño, se puede realizar colocando las raices en cajoneras cubiertas o en lugares reparados del frío,  para que pre germinen y realizar el trasplante en primavera.


Se necesita un sustrato suelto, ligero, esponjoso, compuesto por tierra fértil, compost, prlita o arena gruesa en partes iguales,
Realizar una capa de 10-12 cm de profundidad en una cajonera o bandeja. 
Primero se deben retirar las partes de tallos y hojas cuando culmine la floración, cortar  casi al ras del comienzo de las raices, sacar con una pala o rastrillo las raices, limpiar de tierra las mismas, recortar las puntas y raices largas.


Sembrar el cepellón de raices, dejando sobresalir 5 cm de los tallos hacia la superficie de la tierra, regar abundantemente. Tapar con un foil o vidrio la parte superior de la cajonera, en un lugar sombreado y fresco.
Este mismo procedimiento se puede realizar en macetas que colocaremos en patios o terrazas cubiertas, protegidas del frío intenso.

A comienzo de la primavera aparecerán los primeros brotes, cuando la plante alcance 10 -15 cm de altura se puede trasplantar.
Colocar la nueva planta en lugares soleados y regar frecuentemente las primeras semanas, abonar y fertilizar con ´fósforo, potasio y humus de lombriz o guano, al realizarlo, respetar las dosis indicadas en el envase y lejos de las raices, regar copiosamente.

0